Bóvedas cerámicas. Un viaje transatlántico de ida y vuelta

Vicente Sarrablo, Jordi Roviras

Resumen


La evolución de las bóvedas de ladrillo cerámico han recorrido un portentoso viaje de ida y vuelta: desde el Mediterráneo hasta América y vuelta a Europa. Su avance a través de los siglos fue mejorando su velocidad constructiva, su configuración formal, su ligereza o su capacidad para cubrir luces cada vez mayores. En diferentes épocas las bóvedas tabicadas partieron desde Cataluña cruzando el Atlántico hasta Estados Unidos, Cuba, Colombia, Argentina, Uruguay, México y Brasil. No se dispone del espacio suficiente para analizar su influencia en cada país, pero en todos ellos estas bóvedas se fueron adaptando a sus circunstancias locales para volver en los años 90 a su lugar de origen perfeccionadas por las experiencias americanas que habían trabajado en dos líneas nuevas: las bóvedas armadas y las bóvedas prefabricadas. Las obras en España de Clemente + de la Hoz, Churtichaga + Quadra Salcedo o Vicente Sarrablo han aprovechado y destilado todos esos adelantos.


Palabras clave


bóveda tabicada; bóveda de cerámica armada; bóveda prefabricada



DOI: http://dx.doi.org/10.5821/palimpsesto.19.8216