Áreas verdes e isla de calor urbana

Blanca Arellano, Josep Roca

Resumen


La temperatura de la superficie del suelo (LST) juega un papel clave en la generación de la isla de calor urbano (ICU), representando un factor determinante de la radiación de la superficie terrestre en el intercambio de energía y el control de la distribución del calor con la atmósfera. La composición de las cubiertas de suelo es uno de los principales factores que influyen en la LST. La literatura ha destacado que los diferentes tipos de materiales de cobertura del suelo, su albedo y rugosidad, el grado de impermeabilidad, así como la calidad y cantidad de vegetación, pueden tener un impacto significativo en la generación de la ICU.

El objetivo general de esta ponencia es investigar si el diseño urbano, y muy concretamente el de las zonas verdes, puede, a la pequeña escala, mitigar la Isla de Calor Urbano. La pregunta planteada en la investigación es si la morfología del espacio público, especialmente la forma y la zonificación de áreas verdes y espacios abiertos, influye en la temperatura de la superficie del suelo (LST) y del aire (LSAT) y, por lo tanto, en el ICU. La hipótesis de trabajo es que la morfología del espacio público juega un papel clave para controlar la ICU. Por lo tanto, un diseño adecuado de espacios abiertos puede ayudar a aumentar la resiliencia de las ciudades al Cambio Climático (CC).

Para probar la hipótesis, se eligieron dos estudios de caso en la ciudad de Sant Cugat del Vallès (en el área metropolitana de Barcelona): dos desarrollos urbanos realizados en los años 80 muy cercanos el uno del otro (Parc Central y Coll Favà). Ambos con unas características similares, pero con un diseño de espacio público claramente diferenciado; mientras que en Parc Central, el área construida se estructura alrededor del espacio abierto, en Coll Favà, la gran mayoría de los espacios abiertos se ubican periféricamente, rodeando las áreas construidas. La metodología de investigación consistió en: a) estudiar los parámetros urbanos y climáticos de las áreas seleccionadas; b) analizar la distribución espacial del LST utilizando tecnologías de detección remota (Landsat 8); c) obtener LST y LSAT a través del trabajo de campo, durante el día y la noche; y d) construir un modelo de temperatura de la superficie y del aire en función de los diferentes tipos de cobertura del suelo, combinando datos de teledetección y mediciones in situ, para cada una de las áreas de análisis.


Palabras clave


Isla de Calor Urbana; Cambio climático; Islas de Frío; Planeamiento; Morfología Urbana; Espacio Público



DOI: http://dx.doi.org/10.5821/ctv.8255

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.