Cooperativas vecinales para el envejecimiento activo en barriadas obsoletas. Implicaciones en la mejora del mercado de alquiler

Carlos Jesus Rosa Jiménez, Nuria Nebot

Resumen


En el año 2050 la población mayor de 65 años llegará a 2.000 millones en todo el mundo. En España –de forma similar al resto de países del área meridional europea–, el proceso de envejecimiento de la población se inició más tarde, pero con una intensidad superior que en el resto de países de su entorno. Según la Encuesta Continua de Hogares de 2017, aproximadamente el 10% de los hogares españoles está habitado por personas mayores que viven en soledad. Las personas mayores que han vivido mucho tiempo en una comunidad prefieren envejecer en ellas y no desplazarse mientras dure sus redes sociales tradicionales y comunitarias. Además de la soledad, el envejecimiento en el lugar cuenta con otros dos grandes retos: por un lado, la mayor parte las personas mayores cuentan con unas viviendas sobredimensionadas que ya no se ajustan a sus necesidades habitacionales reales, razón por la que suelen venderlas y adquirir una vivienda más reducida cerca de sus hijos o hijas; y por otro, la incertidumbre de las pensiones ponen en riesgo la capitalización necesaria para llevar a cabo una reforma o contar con asistencia profesional de apoyo. Además de este problema, en las grandes ciudades turísticas españolas se consolida la falta de alquileres por efecto de las nuevas economías colaborativas. El alquiler de larga estancia (destinado principalmente a residentes) sufre actualmente una importante competencia por el alquiler de corta estancia (destinado principalmente a visitantes y turistas). La respuesta de la Administración a este fenómeno es el desarrollo de un cuerpo normativo que intenta regularlo o prohibirlo. Sin embargo, las Administraciones con competencia en materia de vivienda no son capaces de ofrecer nuevos modelos que contrarresten este imparable proceso. Como alternativa, este artículo demuestra que el modelo de una cooperativa vecinal de personas mayores en una barriada es económicamente viable, ya que resuelve el problema de la soledad mediante el agrupamiento de cooperativistas en viviendas adaptadas, liberando el resto de viviendas, que pasarían a formar parte de la oferta de viviendas de alquiler de larga temporada, gestionada por la propia cooperativa. Mediante un estudio económico de ingresos y gastos, se analiza la viabilidad económica de su implantación en dos barriadas de estudio (Sixto y Cortijo Vallejo), en un sector de barriadas sociales construidas entre 1960 y 70 en Málaga (España), con un importante nivel de obsolescencia física y funcional. Los resultados indican que la cooperativa vecinal de personas mayores permite disminuir los problemas de soledad de las personas mayores y aumentar la oferta de vivienda de alquiler. Además de la soledad, este modelo da respuesta a la incertidumbre económica de las pensiones y las necesidades especiales de habitabilidad. De esta forma, las personas mayores pueden adaptar aquellas viviendas que están mejor localizadas para sus necesidades, mientras que el alquiler de las viviendas restantes permite la capitalización de los recursos económicos de los socios de la cooperativa. Frente a otros modelos, como el de la co-vivienda o la regeneración urbana con subvención pública, la cooperativa vecinal de personas mayores fomenta la economía social, y el envejecimiento en el lugar. Todo ello desde la autosuficiencia económica, lo que permite su aplicación en momentos de crisis económica. Pero, fundamentalmente ofrece una herramienta que pueden utilizar las administraciones para incrementar el mercado de vivienda de alquiler, especialmente para aquellas familias con peligro de exclusión social, ya que favorece el alquiler a precios tasados. La implementación de este modelo podría resolver hasta el 50% de las necesidades de alquiler en la ciudad de estudio. Finalmente, el artículo propone futuras líneas de investigación, como el análisis sociológico del modelo y la necesidad de ampliar la rehabilitación de las viviendas a todos los socios cooperativistas.


Palabras clave


envejecimiento; soledad; vivienda de alquiler; apoyo mutuo



DOI: http://dx.doi.org/10.5821/ctv.8649

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.